Conocida de Guayana Francesa y Surinam. Así como de Venezuela a Costa Rica, de Paraguay, Argentina y Bolivia.

De los registros del Area Conservación Guanacaste, Costa Rica sabemos que es más frecuente en bosque seco, aunque hay un registro de Sector Pitilla el cual es bosque lluvioso. Tanto por colecta de larvas y en trampas de luces para colecta de adultos nuestros datos indican que la especie es escasa.

Datos obtenidos del inventario de lepidoptera de ACG por el Programa de Parataxónomos. Datos actualizados a Diciembre, 2019. http://janzen.sas.upenn.edu

Fig. 01. Macho <i>Madoryx oiclus</i>, vista dorsal, 76mm de longitud. Voucher: 91-SRNP-1136-DHJ96154.jpg.Fig. 01. Macho Madoryx oiclus, vista dorsal, 76mm de longitud. Voucher: 91-SRNP-1136-DHJ96154.jpg.

Fig. 02. Macho  <i>Madoryx oiclus</i>, vista ventral, 77mm de longitud. Voucher: 09-SRNP-14110-DHJ507655.jpg.Fig. 02. Macho Madoryx oiclus, vista ventral, 77mm de longitud. Voucher: 09-SRNP-14110-DHJ507655.jpg.En Madorix oiclus el márgen de la macha basal negra de ala anterior es de borde bien irregular (Fig. 03). Hay una especie con la que se confunde muy fácil pero se separan porque Madoryx bubstus esa misma mancha es en forma más redonda (Fig. 05).

Fig. 03. Hembra <i>Madoryx oiclus</i>, vista dorsal, 87mm de longitud. Voucher: 98-SRNP-9742-DHJ96156.jpg.Fig. 03. Hembra Madoryx oiclus, vista dorsal, 87mm de longitud. Voucher: 98-SRNP-9742-DHJ96156.jpg.Fig. 04. Hembra <i>Madoryx oiclus</i>, vista ventral, 87mm de longitud. Voucher: 98-SRNP-9742-DHJ96157.jpg.Fig. 04. Hembra Madoryx oiclus, vista ventral, 87mm de longitud. Voucher: 98-SRNP-9742-DHJ96157.jpg.Fig. 05. Macho de <i>Madoryx bubastus</i> (Sphingidae), vista dorsal. 71mm longitud. Voucher: 89-SRNP-828-DHJ35372.jpg.Fig. 05. Macho de Madoryx bubastus (Sphingidae), vista dorsal. 71mm longitud. Voucher: 89-SRNP-828-DHJ35372.jpg.

Adulto Madoryx oiclus, vista ventral, 77mm de longitud. Voucher: 09-SRNP-14114-DHJ507663.jpg

Larvas de Madorys oiclus (Sphingidae)

En 746 mil registros tenemos solo 25 de Madorys oiclus y de esos 25 solo 8 fueron colectados en larva. En este proyecto en encontrar las larvas de todas las especies posibles es de suma importancia. Tan solo una larva que se logre encontrar es super para especies escasas y máxime cuando se logran fotografiar. Siendo esto un primordial complemento en la historia natural de las especies.

De hecho los especímenes con que la especie fue descrita descansan por siempre en los principales museos del mundo. Pero pensar cuando se aprecia un especimen de museo que diariamente estos viven en el bosque y son parte del dinamismo ecológico es lo mejor para la Conservación.

Lo que acá hacemos de buscar larvas cada día es el aporte que sustenta el hecho de que esos especímenes sean estudiados.

Incluso en la identificación moderna se ha tenido que llegar a esos especímenes con décadas y cientos de años de permanencia en museos para confirmar las identificaciones actuales por medio de ADN, esto ha revelado novedosísima información.

Es así que de los pocos registros de larvas de esta especie tenemos como lucen en su último estadío (Fig.06), siendo de buen tamaño pues alcanzan los 110mm de longitud. Esa coloración es perfecta para camuflarse contra la corteza de los árboles y sus ojos falsos (Fig.08) deben asustar a sus depredadores de seguro.

Dado los pocos registros de larvas ¿ cuanto duran de larva a prepupa? no es tan preciso aún. Sabemos que larvas colectadas en U duraron para prepupar entre 15 y 20 días. Pero es posible que al no conocerse muy bien su ciclo el estadio pudo en realidad haberse confundido y realmente era PU, siendo que entre uno y otro estadío hayan entre 7 a 10 días.

Fig. 06. Larva <i>Madoryx oiclus</i>, vista lateral, 110mm de longitud, último estadío. Voucher: 90-SRNP-2708-DHJ13856.jpg.Fig. 06. Larva Madoryx oiclus, vista lateral, 110mm de longitud, último estadío. Voucher: 90-SRNP-2708-DHJ13856.jpg.Fig. 07. Larva <i>Madoryx oiclus</i>, acercamiento lateral central, 110mm de longitud, último estadío. Voucher: 90-SRNP-2708-DHJ13860.jpg.Fig. 07. Larva Madoryx oiclus, acercamiento lateral central, 110mm de longitud, último estadío. Voucher: 90-SRNP-2708-DHJ13860.jpg.

Fig. 01. Macho  <i>Madoryx oiclus</i>, vista dorsal, 76mm de longitud. Voucher: 91-SRNP-1136-DHJ96154.jpg.
Fig.01.91-SRNP-1136-DHJ96154
Fig. 01. Macho Madoryx oiclus, vista dorsal, 76mm de longitud. Voucher: 91-SRNP-1136-DHJ96154.jpg.
Fig. 02. Macho  <i>Madoryx oiclus</i>, vista ventral, 77mm de longitud. Voucher: 09-SRNP-14110-DHJ507655.jpg.
Fig.02.09-SRNP-14110-DHJ507655
Fig. 02. Macho Madoryx oiclus, vista ventral, 77mm de longitud. Voucher: 09-SRNP-14110-DHJ507655.jpg.
  Fig. 03. Hembra  <i>Madoryx oiclus</i>, vista dorsal, 87mm de longitud. Voucher: 98-SRNP-9742-DHJ96156.jpg.
Fig.03.98-SRNP-9742-DHJ96156
Fig. 03. Hembra Madoryx oiclus, vista dorsal, 87mm de longitud. Voucher: 98-SRNP-9742-DHJ96156.jpg.
Fig. 04. Hembra <i>Madoryx oiclus</i>, vista ventral, 87mm de longitud. Voucher: 98-SRNP-9742-DHJ96157.jpg.
Fig.04.98-SRNP-9742-DHJ96157
Fig. 04. Hembra Madoryx oiclus, vista ventral, 87mm de longitud. Voucher: 98-SRNP-9742-DHJ96157.jpg.
Fig. 05. Macho de <i>Madoryx bubastus</i> (Sphingidae), vista dorsal. 71mm longitud. Voucher: 89-SRNP-828-DHJ35372.jpg.
Fig.05.89-SRNP-828-DHJ35372
Fig. 05. Macho de Madoryx bubastus (Sphingidae), vista dorsal. 71mm longitud. Voucher: 89-SRNP-828-DHJ35372.jpg.
Fig. 06. Larva <i>Madoryx oiclus</i>, vista lateral, 110mm de longitud, último estadío. Voucher: 90-SRNP-2708-DHJ13856.jpg.
Fig.06.90-SRNP-2708-DHJ13856
Fig. 06. Larva Madoryx oiclus, vista lateral, 110mm de longitud, último estadío. Voucher: 90-SRNP-2708-DHJ13856.jpg.
Fig. 07. Larva <i>Madoryx oiclus</i>, acercamiento lateral central, 110mm de longitud, último estadío. Voucher: 90-SRNP-2708-DHJ13860.jpg.
Fig.07.90-SRNP-2708-DHJ13860
Fig. 07. Larva Madoryx oiclus, acercamiento lateral central, 110mm de longitud, último estadío. Voucher: 90-SRNP-2708-DHJ13860.jpg.
Fig. 08. Larva <i>Madoryx oiclus</i>, acercamiento frontal de la cabeza, 110mm de longitud, último estadío. Voucher: 90-SRNP-2708-DHJ13878.jpg.
Fig.08.90-SRNP-2708-DHJ13878
Fig. 08. Larva Madoryx oiclus, acercamiento frontal de la cabeza, 110mm de longitud, último estadío. Voucher: 90-SRNP-2708-DHJ13878.jpg.
Fig. 09. Pupa <i>Madoryx oiclus</i>, vista ventral de pupa, 65mm de longitud. Voucher: 98-SRNP-9742-DHJ46967.jpg.
Fig.09.98-SRNP-9742-DHJ46967
Fig. 09. Pupa Madoryx oiclus, vista ventral de pupa, 65mm de longitud. Voucher: 98-SRNP-9742-DHJ46967.jpg.
Fig. 10. Pupa <i>Madoryx oiclus</i>, acercamiento lateral trasero, 65mm de longitud. Voucher: 98-SRNP-9742-DHJ46956.jpg.
Fig.10.98-SRNP-9742-DHJ46956
Fig. 10. Pupa Madoryx oiclus, acercamiento lateral trasero, 65mm de longitud. Voucher: 98-SRNP-9742-DHJ46956.jpg.
Fig. 11. Capullos <i>Cotesia</i>Whitfield16 (Braconidae) parásitos de <i>Madoryx oiclus</i>. Voucher: 08-SRNP-55733-DHJ462551.jpg.
Fig.11.08-SRNP-55733-DHJ462551
Fig. 11. Capullos CotesiaWhitfield16 (Braconidae) parásitos de Madoryx oiclus. Voucher: 08-SRNP-55733-DHJ462551.jpg.
Fig. 12. Capullos <i>Cotesia</i>Whitfield16 (Braconidae) parásitos de <i>Madoryx oiclus</i>. Voucher: 12.08-SRNP-55733-DHJ462552.jpg.
Fig.12.08-SRNP-55733-DHJ462552
Fig. 12. Capullos CotesiaWhitfield16 (Braconidae) parásitos de Madoryx oiclus. Voucher: 12.08-SRNP-55733-DHJ462552.jpg.
Fig.13. Rama <i>Tabebuia rosea</i> (Bignoniaceae), planta hospedera de <i>Madoryx oiclus</i> (Sphingidae), Abril 2021. Area Conservación Guanacaste, Costa Rica.
Fig.13.Tabebuia rosea.03
Fig.13. Rama Tabebuia rosea (Bignoniaceae), planta hospedera de Madoryx oiclus (Sphingidae), Abril 2021. Area Conservación Guanacaste, Costa Rica.
Fig.14. Rama <i>Tabebuia rosea</i> (Bignoniaceae), planta hospedera de <i>Madoryx oiclus</i> (Sphingidae), Abril 2021. Area Conservación Guanacaste, Costa Rica.
Fig.14.Tabebuia rosea.07
Fig.14. Rama Tabebuia rosea (Bignoniaceae), planta hospedera de Madoryx oiclus (Sphingidae), Abril 2021. Area Conservación Guanacaste, Costa Rica.
Fig.15. Rama <i>Tabebuia rosea</i> (Bignoniaceae), planta hospedera de <i>Madoryx oiclus</i> (Sphingidae), Abril 2021. Area Conservación Guanacaste, Costa Rica.
Tabebuia rosea.01
Fig.15. Rama Tabebuia rosea (Bignoniaceae), planta hospedera de Madoryx oiclus (Sphingidae), Abril 2021. Area Conservación Guanacaste, Costa Rica.
Fig.16. Rama <i>Tabebuia rosea</i> (Bignoniaceae), planta hospedera de <i>Madoryx oiclus</i> (Sphingidae), Abril 2021. Area Conservación Guanacaste, Costa Rica.
Tabebuia rosea.02
Fig.16. Rama Tabebuia rosea (Bignoniaceae), planta hospedera de Madoryx oiclus (Sphingidae), Abril 2021. Area Conservación Guanacaste, Costa Rica.
Fig.17. Rama <i>Tabebuia rosea</i> (Bignoniaceae), planta hospedera de <i>Madoryx oiclus</i> (Sphingidae), Abril 2021. Area Conservación Guanacaste, Costa Rica.
Tabebuia rosea.03
Fig.17. Rama Tabebuia rosea (Bignoniaceae), planta hospedera de Madoryx oiclus (Sphingidae), Abril 2021. Area Conservación Guanacaste, Costa Rica.
Fig.18. Rama <i>Tabebuia rosea</i> (Bignoniaceae), planta hospedera de <i>Madoryx oiclus</i> (Sphingidae), Abril 2021. Area Conservación Guanacaste, Costa Rica.
Tabebuia rosea.05
Fig.18. Rama Tabebuia rosea (Bignoniaceae), planta hospedera de Madoryx oiclus (Sphingidae), Abril 2021. Area Conservación Guanacaste, Costa Rica.
Previous Next Play Pause
1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12 13 14 15 16 17 18

 

Pupas Madoryx oiclus (Sphingidae), Area Conservación Guanacaste, Costa Rica.

Esta especie en particular hace una forma de capullo fuerte esponjoso que proteje la pupa negra en su interior (Fig. 09). Cuanto están en total reposo solo muestran una coloración negra, pero cuando se le molesta mueven el abdomen bruscamente mostrando esos anillos amarillos (Fig. 09 y 10).

En promedio sus pupas se demoran unos 20 días en eclosionar.

Parásitos conocidos en Madoryx oiclus (Sphingidae)

El tipo de parásito conocido es una microavispa de la familia Braconidae, que mata la larva una vez ésta llega a su último estadío o penúltimo. Las larvitas rompen la piel y rápidamente alrededor de todo el cuerpo de su larva hospedera empiezan la formación de múltiples capullos unidos entre sí. Este tipo de capullos se podría describir como una masa de algodón que en un sentido parece formar un forro sobre la larva (Fig. 11), nótese en esta imágen la abertura que muestra el vacio que dejó el cadaver de la larva. De este registro salieron un total de 226 avispitas.

Cada uno de los puntos más blancos y sólidos entre toda la masa son pupas individuales de cada avispita. Cuando la avispita emerge deja levantada una forma de tapita que rompe en el extremo del capullo para salir. Se puede notar en acercamiento en ese capullo solo en el márgen inferior derecho (Fig. 11).

Fig. 11. Capullos <i>Cotesia</i> Whitfield16 (Braconidae) parásitos de <i>Madoryx oiclus</i>. Voucher: 08-SRNP-55733-DHJ462551.jpg.Fig. 11. Capullos Cotesia Whitfield16 (Braconidae) parásitos de Madoryx oiclus. Voucher: 08-SRNP-55733-DHJ462551.jpg.Fig. 12. Capullos <i>Cotesia</i> Whitfield16 (Braconidae) parásitos de <i>Madoryx oiclus</i>. Voucher: 12.08-SRNP-55733-DHJ462552.jpg.Fig. 12. Capullos Cotesia Whitfield16 (Braconidae) parásitos de Madoryx oiclus. Voucher: 12.08-SRNP-55733-DHJ462552.jpg.

Plantas hospederas de Madoryx oiclus conocidas en Area Conservación Guanacaste, Costa Rica.

En 25 registros de esta especie 8 fueron colectadas en larva. Estas ocho se alimentaron de tres especies de plantas: en Rehdera trinervis (verbenaceae) tres registros, en Crescentia alata (Bignoniaceae) dos registros, en Tabebuia rosea (Bignoniaceae) tres registros.

Fig.13. Rama <i>Tabebuia rosea</i> (Bignoniaceae), planta hospedera de <i>Madoryx oiclus</i> (Sphingidae), Abril 2021. Area Conservación Guanacaste, Costa Rica.Fig.13. Rama Tabebuia rosea (Bignoniaceae), planta hospedera de Madoryx oiclus (Sphingidae), Abril 2021. Area Conservación Guanacaste, Costa Rica.

Fig.14. Rama <i>Tabebuia rosea</i> (Bignoniaceae), planta hospedera de </i>Madoryx oiclus</i> (Sphingidae), Abril 2021. Area Conservación Guanacaste, Costa Rica.Fig.14. Rama Tabebuia rosea (Bignoniaceae), planta hospedera de Madoryx oiclus (Sphingidae), Abril 2021. Area Conservación Guanacaste, Costa Rica.Una de sus plantas hospederas (Fig.13 y 14) es una especie arbustiva y abundante en las sabanas de Guanacaste. Por cierto Tabebuia rosea (Bignoniaceae) es parte de las especies particularmente llamativo durante la estación seca del Pacífico seco entre Marzo a Abril. Algo temprano en Marzo botan mayoría de su follaje y ponen total floración, floración espectacularmente rosada y ya para finalizar abril se le ven sus frutos en forma de vainas colgantes (Fig.14).

Area Conservación Guanacaste, Costa Rica.

Estación Bilógica Pitilla

Parataxónomo: Calixto Moraga Medina

calixto.moraga@acguanacaste.ac.cr