El pasado sábado 25 de febrero, con motivo de la celebración especial del día del amor y la amistad organizado por el Centro de Rescate Las Pumas, ubicado en Cañas, Guanacaste, en su evento Ama tu Vida Silvestre, el Programa de Educación Biológica tuvo participación mediante el taller Los murciélagos son nuestros amigos

El taller estuvo a cargo del educador biológico Eduardo Artavia, se contó con la participación voluntaria de Elizabeth Cambronero, Junior Ramos, Hazel Barrantes y Paula Ixcamparij. La expectativa de aprendizaje se basó en que los asistentes conocieran las características físicas de los murciélagos y su importancia en los ecosistemas, aprendiendo a diferenciar entre mitos y verdades acerca de los murciélagos y el valor ecológico de los murciélagos asociándolo con su dieta.

El taller fue dirigido a niños y niñas de 5 a 10 años de edad, contando con la participación de 25 niños y niñas en total. 

Desarrollo del taller

El taller inició a la 1:00 pm. con la presentación e introducción. Los presentes fueron dirigidos detrás del aula del centro de rescate en donde los esperaba un show de títeres. Los presentes fueron organizados en semicírculo al frente del teatrino.

Los murciélagos son nuestros amigos. Foto: Marta Venegas, 2020Los murciélagos son nuestros amigos. Foto: Marta Venegas, 2020

 

Se trabajó en la obra en formato narrativo con 3 actores dentro del teatrino, quienes interactuaron con el narrador y el público según la planificación previa. Mediante la obra narrativa, en forma de anécdota interpretada por los títeres, se mostró a los asistentes qué hacer si se encuentra un murciélago en el suelo, qué comen los murciélagos, cuál es su importancia ecológica y las partes de un murciélago.

Uno a uno los murciélagos de diferentes gremios tróficos se fueron presentando e interactuando con el público hasta que lograron determinar a cuál gremio trófico pertenecían. Un títere de guardaparques fue el responsable de caracterizar a la persona que se encuentra un murciélago en el suelo.

Se realizaron 2 actividades de evaluación, la primera consistió en un verdadero-falso lanzando preguntas al azar, las cuales fueron respondidas por las personas que levantaban su mano y confirmadas o descartadas por los murciélagos dentro del teatrino.

Murciélagos interactuando con el público. Foto: Paula Ixcamparij, 2020.Murciélagos interactuando con el público. Foto: Paula Ixcamparij, 2020.

En la segunda actividad, se presentaron rostros de murciélagos de diferentes gremios tróficos y se explicaron hábitos alimenticios, después se escogían niños del público para que pasaran a tomar una ficha dentro de una bolsa de tela, la cual contenía imágenes de alimentos que pueden consumir los distintos tipos de murciélagos, con algunas imágenes de alimentos que no consumen. Los niños debían colocar la imagen sobre el rostro que correspondía o entregarla al encargado del taller si era una imagen de un alimento que los murciélagos no consumirían.

El Área de Conservación Guanacaste agradece profundamente a los organizadores del centro de rescate Las Pumas y a los asistentes del taller. 

Evaluación

  • La conexión con los niños fue muy buena de principio a fin, siguieron indicaciones, respondieron preguntas indagatorias, ejecutaron tareas sin dificultad e interactuaron con los títeres y el narrador
  • La anatomía de un murciélago y su importancia ecológica fueron temas ampliamente dominados al preguntar a 10 de los participantes.
  • Se identificaron leves debilidades para asociar imágenes del rostro de los murciélagos según el tipo de alimentación en tres niños, la duración del taller se identifica como la posible causa.