El pasado 21 de setiembre 2017, al ser las 18:45 funcionarios del Programa de Prevención Protección y Control de ACG, realizaron un operativo de control a raíz de una serie de denuncias por presencia de cazadores en el sector del Palenque (El Roble) en Liberia Guanacaste.
 
Durante el operativo se intercepta a dos hombres que viajaban en bicicletas, se les da la voz de Alto Policías a la cual hacen caso omiso y se dan a la fuga sin poder detenerlos, los oficiales de MINAE actuantes recaudan la evidencia abandonada por los infractores, y la cual constaba de 4 piernas, 4 paletas, 4 lomos, 4 costillas, 2 hígados 2 espinazos, 2 corazones, lo anterior equivalente a dos especímenes de Venado Cola Blanca (Odocoileus virginianus), además dejan botada una bicicleta y el cañón de un arma de fuego tipo escopeta. 
 
Cacería ilegal en El Palenque (El Roble) en Liberia Guanacaste, especie Venado Cola Blanca <i>Odocoileus virginianus</i> , 21 setiembre 2017, Fotografía: Programa de Prevención, Control y ProtecciónCacería ilegal en El Palenque (El Roble) en Liberia Guanacaste, especie Venado Cola Blanca Odocoileus virginianus , 21 setiembre 2017, Fotografía: Programa de Prevención, Control y Protección
 
En mayo de 1995, el Presidente José María Figueres Olsen declaró al Venado cola blanca (Odocoileus virginianus) como el Símbolo Nacional de la Vida Silvestre en Costa Rica y actualmente es una especie en peligro de extinción por razones como la caza ilegal para su carne o simplemente como trofeo y la pérdida del hábitat por el desarrollo urbano.
 
Entre sus depredadores naturales se encuentran el Coyote (Canis latrans), el Jaguar (Pantera Onca) y el Puma (Puma Concolor).

El Odocoileus virginianus se alimenta de ramas tiernas, hojas y frutos, dentro de su menú se encuentran las siguientes especies: Poró poró (Cochlospermun vitifolium), Jocotes (Spondias mombin, Spondias purpurea), semillas, bellotas de encino (Quercus oleoides), Panamá (Sterculia apetala), Nance (Byrsonima crassifolia) y Guácimo (Guazuma ulmifolia).

Venado Cola Blanca <i>Odocoileus virginianus</i>, Fotografía: Luciano CapelliVenado Cola Blanca Odocoileus virginianus, Fotografía: Luciano Capelli

Según la ley de conservación de vida silvestre, se castiga a quien cace especies silvestres con penas de 6 meses a 1 año de prisión y penas de 10 a 30 salarios base, lo cual describe en el artículo 93.
 

Esperamos que el cazador moderno obedezca la ley, empacando sólo una cámara para caputar al veloz Símbolo Nacional de la Vida Silvestre en Costa Rica, el Venado cola blanca.

 
La carne de los animales fue donada al Centro de Rescate las Pumas, donde servirá para alimentar los felinos silvestres que se albergan en el sitio.