Saltar al contenido de la página
Area de Conservación Guanacaste, Fuente de Vida y Desarrollo
Sistema Nacional de Areas de Conservación Ministerio de Ambiente y Energía

 

La Ley No.6084 del Servicio de Parques Nacionales estipula que dentro de los parques nacionales queda prohibido a los visitantes introducir animales o plantas exóticas.

El objetivo de los Parques Nacionales es la conservación del patrimonio natural y cultural y son sitios donde podemos encontrar la naturaleza casi sin modificaciones y en algunos casos, en su estado original.

no mascotas nov 2017no mascotas nov 2017 (Click en la imágen para expandir).

Si introduce mascotas tanto ellas como las especies silvestres podrían exponerse a lesiones o al contagio de enfermedades, ya sea por agresiones entre ambas o bien porque la mascota, en este caso el perro, no lleve un control médico y transmita enfermedades a los animales silvestres.

Las mascotas tienen un comportamiento muy distinto al de las especies silvestres, por lo que al escuchar los ladridos de un perro podrían reaccionar de una forma distinta a los animales domésticos, y a esta reacción de los animales silvestres no se sabe cómo reaccionará su mascota.

"Este tipo de circunstancias provoca que la misma relación del animal doméstico con el ser humano incida en el desarrollo de ciertas enfermedades u otro tipo de patología que afectaría a un animal en vida silvestre".

Las enfermedades y bacterias de los perros o gatos son distintas a las de los animales que están en las áreas protegidas, por lo podría enfermarse o enfermar a los otros. Si las mascotas no están sanas, algunas especies silvestres se afectarían por una serie de patologías de los perros como las parasitarias, virales, bacterianas e incluso algunos tipos de sarna, esto provocaría una diseminación de enfermedades, repercutiendo en una posible caída de determinada población silvestre.

El instinto y el comportamiento natural de estas especies, consideradas exóticas, impactan de modo directo e indirecto en la fauna y flora local, independientemente de si el animal tiene un buen comportamiento y se encuentra con las vacunas al día. 

Además los ladridos del perro y la orina podrían alterar demarcaciones de terreno y romper el equilibrio ecológico de las especies silvestres en las zonas protegidas.

¡Las mascotas pueden ser llevadas a vacacionar, pero NO a los parques nacionales.